lunes, 31 de julio de 2017

Esencia al Cuadrado

Localización: Travesía de Trujillos 2
Teléfono: 910 53 08 73

Se agradece un sitio así en la zona centro de Madrid. Está al lado de la Plaza San Martín, a escasos 5 minutos de Callao, la calle Preciados y la Gran Vía. Por desgracia en estas zonas tan céntricas y turísticas estamos acostumbrados a ver mucha cadena y franquicia de calidad cuestionable. Por eso digo que se agradece un sitio así en esta zona. Esencia al Cuadrado ofrece una cocina de mercado, pero con un toque fusión y de vanguardia que la hace realmente sorprendente por la frescura, calidad y mezcla de sabores.


Han abierto hace poco y es cuestión de tiempo que la gente lo conozca para que se convierta en uno de los sitios para tener en cuenta.

El local es muy agradable y cómodo. Al entrar tienes una barra para picotear. En la sala interior tienen un techo con cristaleras que entra mucha luz. Aunque en nuestra visita todavía les faltaba algo de decoración en las paredes.





La carta, además de muy sugerente y con cosas perfectas para compartir, también tiene algún plato por unidad que es cómodo como por ejemplo los baos, gyozas, vieiras...





Empezamos con una de ellas: los ostiones. Yo pensaba que se parecían más a una ostra, pero deben ser de la familia. Esto era más parecido a una zamburiña. De tamaño considerable, marinadas con aji amarillo y un toque cítrico del lemon grass que iba perfecto. Intenso sabor pero mantenía el gusto del molusco.
Ostión Chileno


Seguimos con un pan bao de pollo en pepitoria para cada uno. Sabemos que es un plato que está de moda y lo que me gusta en estos casos es que sea original y diferente. En este caso sabía realmente a pepitoria y llevaba una mayonesa de aceituna negra (aunque por el color no lo parece) con sabor intenso y que acompañaba muy bien. Cada vez somos mas exigentes con este panecillo, pues esta vez superó la prueba! muy rico!

Pan Bao de pollo en pepitoria

Una recomendación que nos hicieron fue el pulpo a la parrilla con patatas revolconas. Y acertaron. El pulpo primero cocido y luego pasado por la parrilla con lo que le daba muy buen sabor y un toque crujiente. El acompañamiento al mismo nivel del pulpo. Unas patatas revolconas con unos torreznos hechos a baja temperatura y luego fritos con lo que estaban más ligeros en cuanto a la textura. Nos encantan las combinaciones mar y montaña. Delicioso un trozo de pulpo a la vez con el torrezno! Gran plato!

Pulpo a la parrilla con patatas revolconas

Y el último plato la panceta a baja temperatura con salsa sukiyaki. Contundente, incluso diría que una ración demasiado grande para 2. Casi mejor para 4. Ya que lo comes con pan y llena bastante. En cuanto al plato delicioso, por lo que no dejamos ni un trocito. La salsa dulzona y las especias perfecto para el sabor de la panceta. Y recomendable para la operación bikini de estas fechas.


Panceta a baja temperatura

Y para terminar con este homenaje, uno de los postres (todos caseros nos dijeron). Elegimos la tarta de queso. Riquísima (no puedo decir más) acompañada de un helado de frambuesa.

Tarta de queso casera

Gran final para una comida que superó nuestras expectativas. Salimos a 35€, rodando y comiendo cosas buenísimas. Espero que les vaya fenomenal porque nos pareció un gran sitio! Enhorabuena y suerte!



viernes, 21 de julio de 2017

Macarena

Localización: Calle del Rodio 6
Teléfono: 910 57 13 16

Como dice en la placa de su entrada: "Reinventando el Sur", y eso es lo que nos gustó del Restaurante Macarena, abierto hace poco tiempo en la zona de Legazpi. Es una base de cocina andaluza, con sus platos típicos, pero le han dado una vuelta a todo y fusionado con otro tipo de cocina más moderna y creativa. Con este concepto intentan ofrecer algo nuevo, ya que por la zona no había nada parecido.

Restaurante Macarena.

El local es muy cómodo y ofrece todas las opciones, una barra al entrar a la izquierda para tomarte una caña y un vino con su carta específica, la sala principal a la derecha y una buena terraza.

Sala

Terraza

Hoy empiezo al revés, os dejo primero la carta. No es muy extensa, pero para que veáis que es muy original (mejor que os expliquen alguno de los platos) y sobre todo muy apetecible. En nuestra opinión perfecta para compartir todo y salir a unos 35€.




Mientras decidíamos, nos trajeron un aperitivo y el pan que le ponen un chorrito de aceite y especias.

Pan y aperitivo

Empezamos con un clásico andaluz, el serranito. Y como veis mantienen sus ingredientes originales y sus sabores pero dando una vuelta. Era un carpaccio de ternera, el jamón y en lugar de llevar pimiento verde frito, era una espuma. Muy original.

Serranito

Uno de los platos que mas nos sorprendió fue el camarón taco mex. Es un taco para el que usan una tortita de camarón (bien desengrasada), crujiente por el borde pero no del todo para poder darle forma. Y el relleno era de gambas, un toque de mango, cebolla morada y cítricos que lo hacían muy fresco y contrastaba con el frito de la tortita. Muy recomendable!

Camarón taco mex

Seguimos con el tiradito de Barbate. No puede faltar un atún rojo excepcional y fresco.

Tiradito de Barbate

Y por último el lingote de miura. Otro de los que nos sorprendió muchísimo. El clásico rabo de toro, deshuesado y desmenuzado, le dan forma de lingote y lo pasan por la plancha. Consiguen una textura crujiente por fuera y meloso y suave por dentro.  Acompañada por un puré de batata y una salsa con su propio jugo. Un 10 de plato!

Lingote de miura

Para acabar, como siempre, un hueco para el postre. De nuevo mucha elaboración y originalidad. El musgo de pistacho, con una esponja de pistacho, toques de café y chocolate, trozos de oreo... combinaba todo muy bien. Buen final!

Musgo de pistacho

En resumen, como os decía al principio, creo que han conseguido hacer una versión original y divertida a la cocina andaluza. Platos con mucha elaboración y novedosos pero manteniendo la esencia y el sabor.

Os animamos a que os acerquéis a probarlo porque seguro que os sorprende.

viernes, 2 de junio de 2017

KultO

Localización: Calle Ibiza 4
Teléfono: 91 173 30 53

KultO es en nuestra opinión, uno de eso sitios que han colaborado para que la zona de la Calle Ibiza se convierta en una de las mejores zonas gastronómicas de Madrid.

El restaurante (web) tiene dos zonas bien diferenciadas. La planta baja, mas informal, con buena barra y mesas altas y una cristalera enorme donde destaca la cocina abierta y a la vista. Me gusta ver como trabajan en una cocina y siempre es buena señal que la enseñen al público para mostrar que no esconden nada :). Y la parte de arriba, mas formal.




Nosotros las veces que hemos ido, nos hemos quedado abajo. La carta es similar, arriba cambian algún plato, pero abajo ya te haces una buena idea de la gran cocina y concepto de KultO. Definiría su cocina como fusión, destacando entre otras cosas la calidad del atún rojo.

Hoy empezamos al revés, la primera foto es la carta de abajo, para que veáis lo sugerente que es. Además siempre tiene cosas fuera de carta.

Carta de abajo


Mientras no traían la bebida nos pusieron un humus casero, con el toque de pipas de calabaza.

Aperitivo

Y empezamos el homenaje. Pidiendo alguna media y todo para compartir (salvo el satay que pedimos uno para cada uno), con vino o cervezas es para salir a unos 35-40€

Empezamos con media de tacos de atún. Son daditos de atún rojo marinado con un toque de guacamole y cebolla encurtida. Como os decía antes, el atún de muy alta calidad.

1/2 de tacos de atún

Otro must, original y riquísimo es su versión del pepito de ternera. Con pan crujiente, carpaccio de vaca, pimientos verdes y una salsa con un toque picante. Obligatorio!

1/2 pepito de ternera

Un clásico es el satay de atún. Una brocheta de atún que lo conviertes en un taco con la hoja de lechuga. Y entre otros condimentos, lleva una crema de cacahuete. Muy thai! Este nos recomendaron (acertadamente) pedir uno para cada uno, ya que es difícil para compartir.

satay de atún

Lo siguiente fue un plato fuera de carta. Recomendación del camarero que nos atendió y que al principio estábamos un poco reticentes. Focaccia de morro, pata, lengua y frijol. Nos trajo una, y estaba tan rica que tuvimos que pedir otra. El ansia nos pudo y no hicimos foto. Consistía de nuevo en un pan crujiente y la casquería estaba hecha como embutido pero pasado por la plancha creo y la textura de los frijoles le iba perfecto. Boccato di cardinale!! (o como se escriba).

Y para acabar, una fideuá a banda de gambas y txipirones. cocinada en un wok, buen sabor a mar. Y ración mas que generosa.


fideuá de gambas y txipirones

En este punto vuelvo a insistir en la alta calidad de todos los platos. Por materia prima y por sabores. Cada plato que venia nos sorprendía aún mas.

Y el postre no fue menos. Un pie de limón espectacular. Cremoso, sabor intenso a limón, la galleta de la base y el toque crujiente de las almendras.


lemon pie

Os dejo la cuenta, como veis nos invitaron al postre, con lo que si no hubiéramos salido a 40€, comiendo sin mesura y con platos tan bien elaborados y llenos de sabor me parece un sitazo! Obligatorio e imprescindible de la zona Ibiza!


Espero que os guste!

martes, 9 de mayo de 2017

Café Comercial

Localización: Glorieta de Bilbao 7
Teléfono: 91 088 2525

Sin duda una de las aperturas más esperadas y comentadas de este año. Se trata del mítico Café Comercial de la Glorieta de Bilbao, que cerró en 2015 después de 128 años abierto. Han mantenido la esencia del antiguo local, combinando modernidad y elementos del antiguo local protegidos por Patrimonio. Con ello mantienen el mismo concepto, trabajando muy bien desayunos y meriendas pero consiguen llegar a otro público más joven. Para ello han hecho una carta variada, de platos fáciles para compartir y un precio medio de unos 35€. Y es un sitio perfecto para ir a cenar y tomarse luego las primeras copas.


Café Comercial

No hemos incluido fotos del interior ya que en nuestra visita estaba lleno de gente y queremos mantener la intimidad y privacidad.

En cuanto a la comida, lo que os decía, una carta sugerente y variada con muchas opciones, también si se quiere picar todo al centro. Esto fue lo que hicimos nosotros para probar más cosas

Me gusta siempre comentar, el tema del pan, en este caso una cesta con varios tipos y una crema de queso para ir abriendo boca.


Empezamos con los mejillones tigre. Se piden por unidad y me parecieron buenísimos. Ricos de sabor, el rebozado nada grasiento, así que muy recomendables.



La ensaladilla rusa. De la cual destaco la calidad del atún. Eran buenos trozos y no una lata barata. Con un toque de las huevas. Muy bien.


Seguimos con unos taquitos de merluza. De nuevo la fritura perfecta, nada aceitoso y un rebozado fino. Acompañado de una muselina de ajo, más suave que un alioli que le iba perfecto.


Para terminar, un canelón de rabo de toro con el jugo de la carne y bechamel. No puede fallar. La carne desmigada, con su propio jugo que lo hacía más intenso de sabor y bechamel gratinada es buena fórmula. Acompañado con un crujiente de parmesano.



Nos quedamos con ganas de probar platos que suenan muy bien: las albondiguillas de vaca vieja, las croquetas, los callos con garbanzos, o alguno de sus pescados y carnes en su horno josper.... para las siguientes visitas.

Ah, y como no, siempre hay hueco para acabar con un postre. La tarta de zanahoria con helado de tiramisú. Jugosa, esponjosa, y el toque diferente con helado de tiramisú.


Os dejo la cuenta, como veis, con botella de vino a 35€ por barba. Y la carta para que le echéis un vistazo.

 



 
Espero que os haya gustado el reportaje y nuestras recomendaciones. Un saludo.